Intervalos rápidos y cortos

En ocasiones, algunos corredores que entrenan para maratón están más enfocados en la distancia y descuidan la velocidad, sin pensar que una sola sesión de intervalos rápidos y/o de ejercicios pliómetricos a la semana pueden generar buenos resultados a largo plazo.
Muchos estudios han demostrado que el entrenamiento de intervalos de velocidad mejora la función muscular, y por lo tanto, la velocidad. (Si quieres correr rápido tienes que entrenar correr rápido). En un estudio publicado en el Journal of Strength and Conditioning Research, los participantes fueron asignados en tres grupos: el primero implementó en su entrenamiento una sesión por semana de intervalos cortos en donde corrían de 10 a 50 metros a toda velocidad. El segundo grupo empezó a hacer ejercicios pliométricos* 3 veces por semana, mientras un tercer grupo siguió su entrenamiento regular.
Al final de 10 semanas tanto el grupo de los intervalos rápidos como el de los ejercicios pliómetricos mostraron una mejoría significativa en su velocidad, mientras que el tercer grupo no mejoró su rendimiento.

Screenshot_4.jpg